Las ventajas de contratar un seguro de flota

Contratar un seguro con carácter general no es obligatorio, salvo en algunos casos previstos en la ley, siendo el seguro de responsabilidad civil a terceros para la circulación de vehículos a motor una de las principales excepciones por el elevado potencial que tiene el tráfico rodado para la creación de situaciones de riesgo. Afortunadamente, el índice de siniestralidad ha descendido de manera generalizada en la última década, conforme a los datos oficiales publicados por la Comisión Europea, por lo que actualmente es más seguro viajar en el Espacio Schengen que hace unos años y desde Bruselas se continúa trabajando activamente en políticas de seguridad vial para alcanzar el objetivo de reducir a cero las víctimas mortales en las carreteras europeas para el año 2050.  

Criterios de contratación y ventajas del seguro de flotas

Los vehículos de empresa tienen particularidades respecto a los de uso particular, sobre todo porque el propietario suele ser una persona jurídica y también en relación a los conductores autorizados que cambian más que en los casos de seguros para vehículos particulares.  Por ello, la suscripción del seguro obligatorio de vehículos es una decisión de especial trascendencia para las empresas cuando integran en sus activos flotas de vehículos, ya sean autoescuelas, empresas de transporte, mensajería o alquiler de vehículos. A efectos de suscribir una póliza, se considera “flota de vehículos” la integrada, como mínimo, por más de 10 vehículos con un tomador único y cuya prima es superior a 18.000 euros, aunque el número de vehículos varía de una a otra aseguradora. Otro supuesto que también tiene cabida en el seguro de flotas consiste en abrir la contratación a colectivos abiertos que pueden adherirse a las condiciones especiales pactadas, como sucede con los asociados de entidades y colegios profesionales, etc.).

En todos estos casos, elegir un buen seguro es un factor clave con repercusiones tanto a nivel estructural como en el desarrollo del día a día sin complicaciones adicionales. 

Otro de los criterios de contratación es el tipo de vehículo, que pueden ser de primera, segunda o tercera categoría, y que mediante esta modalidad de seguro se puede asegurar bajo un solo contrato vehículos de distintas clases (furgonetas, motocicletas, turismos…). Dentro de la póliza, cada vehículo tiene su propio seguro individualizado a la que se pueden ir añadiendo los nuevos y suprimir los que ya no pertenezcan a la flota.

Encuentra el mejor seguro y calcula cuánto puedes llegar a ahorrar en el comparador de Aseguramos-online.

Simplificar la gestión administrativa es una de las principales ventajas que tiene este seguro, además del ahorro que proporciona la unificación de seguros en una prima única y las facilidades de pago con vencimientos únicos o separados.

Clases de pólizas y coberturas para flotas

Como en el resto de seguros, en el de flotas hay distintos tipos de pólizas en función del nivel de protección y coberturas que se contraten, según las necesidades de la empresa tomadora. Así, junto a la modalidad más básica de responsabilidad civil obligatoria frente a terceros existe la opción de ampliar la póliza con otras coberturas que pueden ser útiles, dependiendo de la utilidad que puedan tener para el servicio que la flota desarrolle, o incluso sea aconsejable optar por una modalidad a todo riesgo.

Coberturas básicas

Además de la Responsabilidad Civil de suscripción obligatoria, las coberturas más comunes del seguro de flotas son:

  • Responsabilidad civil suplementaria
  • Defensa jurídica y reclamación de daños
  • Reclamación de multas y retirada de carnet
  • Daños del conductor y asistencia sanitaria
Coberturas Opcionales
  • Vehículos de sustitución
  • Indemnización por paralización de vehículo
  • Daños por robo, incendio y cinegéticos
  • Rotura de lunas y parabrisas
  • Ampliación de daños propios con franquicia

 

¿Quiénes están asegurados en un seguro de flota?

Cada compañía establecerá los requisitos que deberán cumplir los conductores autorizados para estar asegurados en la póliza y los límites de cobertura. Por lo general, las empresas con seguro de flotas suelen declarar conductores autorizados a todas las personas de la plantilla que vayan a usar los vehículos.

Deja un comentario